Skip to content

De fracaso en fracaso

La denuncia del presidente López Obrador de que se estaba orquestando un bloque opositor en contra de su gobierno, resultó ser una estrategia fraguada desde la propia presidencia de la República para distraer la atención ante la grave situación que vive el país y para tratar de descalificar la posibilidad de un frente electoral de toda la oposición para las elecciones del 2021.

Después de 18 meses del actual gobierno, queda claro que no vamos por el camino correcto y que el país está cerca de entrar en la peor crisis económica, social y política de los últimos años.

La única alternativa para rectificar el rumbo y obligar al presidente a dialogar y revertir muchas de sus decisiones y programas que están poniendo en riesgo el presente y el futuro del país, es ganando la mayoría en la Cámara de Diputados y en las elecciones estatales el próximo año.

En Futuro 21 pensamos que llegó el momento de iniciar pláticas serias para la integración de un frente electoral para las elecciones de 2021.

El presidente no ha cumplido con sus compromisos y estamos ante un gobierno fallido que fracasa en todos los frentes:

  1. Fracasa en el combate a la Pandemia.

El manejo errático de la pandemia, ocultando y dando información falsa, así como la actuación irresponsable del presidente López Obrador invitando a la gente a salir de sus casas, está provocando que el número de muertes se incremente en forma acelerada.

2. Fracasa en el combate a la corrupción.

Más de 75% de las compras y contratos del gobierno se han asignado en forma directa a empresas de amigos de miembros del gabinete. Según el INEGI, durante 2019 hubo un incremento de 7.5% en el número de casos de corrupción y 64% en el costo para las familias.

3. Fracasa en dar seguridad a la gente.

El año más violento de nuestra historia fue el 2019 superando los 35,000 muertos, y los meses que van del 2020 han rebasado las cifras de delitos y homicidios del año anterior.

4. Fracasa en dar confianza en nuestro país.

La falta de diálogo, amenazas a los empresarios y la cancelación de varios proyectos del sector privado han provocado la desconfianza y la reducción de las inversiones.

5. Fracasa en que la economía crezca 4% anual.

La falta de confianza e inversiones provocó una caída de 0.1% de la economía durante 2019 y, según las estimaciones de los principales analistas financieros, en este año la caída será de entre 8 y 10% con una lenta recuperación debido a la falta de apoyo del gobierno a las empresas.

6. Fracasa en ofrecer empleos a los jóvenes.

Desde el año pasado, cayó drásticamente la creación de empleos; con la pandemia se han perdido, según el IMSS, 1 millón de empleos, y según el INEGI, más de 12 millones adicionales de personas están desocupadas.

7. Fracasa en la reducción de la pobreza.

Durante 2019, cayeron en situación de pobreza, según el Coneval, más de 10 millones de mexicanos y como consecuencia de la pandemia y la caída de la economía, esta cifra puede duplicarse.

8. Fracasa en la implementación de sus programas sociales.

Los programas sociales son necesarios para apoyar a los más pobres, pero la forma en que se están implementando ha sido errática y discrecional, sin reglas de operación, padrones, transparencia y utilizados con fines electorales.

9. Fracasa en proteger el medio ambiente.

Las principales inversiones del gobierno, el tren Maya, la refinería, el aeropuerto de Santa Lucía y el tren transístmico, se están llevando a cabo sin estudios de impacto ambiental y representan una seria amenaza para los ecosistemas; por otro lado, la decisión de bloquear las inversiones en energías limpias va en contra del Acuerdo de París, suscrito por México.

10. Fracasa en garantizar el respeto al Estado de derecho.

Nunca en los años recientes, un gobierno había sido tan impugnado ante la Suprema Corte de Justicia de la Nación por violar la Constitución y las leyes como el actual.

11. Fracasa en impulsar el avance democrático de México.

La centralización del poder, el choque con los gobernadores, el deseo de controlar al Poder judicial y al congreso, la negativa a dialogar y llegar a acuerdos, la estrategia para controlar todos los organismos autónomos y la decisión de manejar en forma personal los recursos públicos, representan un severo retroceso para nuestra democracia.

12. Fracasa en hacer un gobierno más eficiente.

La forma de gobernar del presidente López Obrador, concentrando todas las decisiones en su persona, ha provocado un gabinete y secretarios de estado sumisos, incapaces de oponerse a su palabra. La continua violación a la ley de la administración pública está provocando la parálisis del gobierno.

13. Fracasa en proteger las libertades y los derechos humanos.

La descalificación permanente a los medios de comunicación y periodistas, el desprecio a los movimientos feministas, de género y a la sociedad civil, así como la manipulación de las consultas ciudadanas, son una amenaza a nuestras libertades y derechos políticos.

14. Fracasa en propiciar la convivencia pacífica y la unidad nacional.

La permanente descalificación a los que no piensan como él y la estrategia de separar a la gente entre conservadores y liberales está dividiendo al país.

15. Fracasa sobre todo como líder político.

La gente ha ido perdiendo la confianza en la palabra presidencial y en el gobierno, el ánimo y la esperanza en un cambio se ha venido abajo.

A nadie da gusto que el país vaya mal y que el gobierno esté fracasando, pero no podemos cerrar los ojos ante la realidad. No podemos seguir por el rumbo actual, es evidente que el presidente López Obrador no tiene la disposición de dialogar para llegar a un acuerdo nacional que permita sacar al país de la crisis que enfrentamos y que amenaza con profundizarse debido a la pandemia y la falta de respuesta del gobierno.

Todos los llamados al diálogo y a la búsqueda de acuerdos han sido rechazados por el presidente, con el falso argumento de que los que no están de acuerdo con él quieren regresar al antiguo régimen de corrupción y privilegios.

Al país le urge un programa de gobierno que promueva el crecimiento económico y el empleo, que logre un desarrollo con justicia social que tenga como prioridad erradicar la pobreza, que garantice la seguridad de la gente y no que militarice al país violando la Constitución y los derechos humanos, que vea hacia el futuro y apoye la cultura y la ciencia, que consolide nuestra democracia y una a los mexicanos, no que los divida.

En Futuro 21 consideramos que es urgente convocar de inmediato a un acuerdo nacional entre los partidos de oposición, los sectores económicos y sociales y las organizaciones de la sociedad civil para integrar un frente electoral que permita ganar la mayoría en la Cámara de Diputados y realizar los cambios que necesita nuestro país.

Futuro 21

Ciudad de México a 16 de junio de 2020

Alfredo Phillips |Angélica de la Peña |Antonio Daniel Vázquez | Beatriz Pagés | Carlo Daniel Torres | Carlos del Valle | Ciro Mayén | David Olivo | David Sánchez Camacho | Demetrio Sodi | Eynar de los Cobos | Fernando Bazúa |  Fernando Belaunzarán | Francisco Valdéz Ugalde | Gabriel Quadri | Gabriela Sodi | Guadalupe Acosta Naranjo | Ignacio Pinacho | Isidro H. Cisneros | Jesús Ortega | Jorge Carlos Díaz Cuervo | Jorge Triana | José Luis Peralta | Lepolodo Hernández Romano | Lucero Márquez Franco | Luciano Jimeno | Miguel Ángel Martínez | Paola Migoya | Ricardo Pascoe | Rodolfo Higareda | Rubén Aguilar | Tere Vale | Xavier González Xirión

Consulta el comunicado completo de Futuro 21 en El Economista

desplegado

Suscríbete a nuestro boletín